Athletic Club Liga Santander Sevilla

Sevilla 0-1 Athletic Club: Williams «despide» al Sevilla

Todo o nada. Sevilla y Athletic se veían las caras en el Sánchez Pizjuán, en un encuentro en el que había mucho en juego. Un triunfo sevillista dejaba al Athletic sin aspiraciones europeas, una victoria bilbaína enterraba las opciones de título del Sevilla, y un empate alejaba mucho a ambos de sus objetivos. Hubo ocasiones, hubo fútbol, y hubo goles, uno, de Iñaki Williams, que dejó al conjunto de Lopetegui prácticamente sin opciones para llevarse la Liga.

El dominio inicial fue del Sevilla, que conservó el balón durante los primeros minutos ante un Athletic bien posicionado en campo propio y buscando el error para montar el contragolpe. La conexión Suso-Ocampos, una de las más peligrosas de la Liga, estuvo muy cerca de surgir efecto en el marcador, en un centro del ex rossoneri que consiguió rematar el futbolista argentino, mandando el disparo por encima del travesaño.

Los de Lopetegui eran dueños totales y absolutos del balón, haciéndolo circular de un lado a otro en busca de algún resquicio en la zaga bilbaína. Uno de los mayores peligros de los hispalenses es el juego áereo, con En-Nesyri como baluarte, y esa fortaleza áerea casi acaba en gol, en un centro de Acuña desde la izquierda que remató picado En-Nesyri, sacando Unai Simón el remate del futbolista marroquí.

El conjunto vasco intentó desquitarse la presión sevillista para acercarse a la meta de Bono, pero fueron los andaluces los que dispusieron de dos ocasiones claras para inaugurar el marcador. Primero, una jugada de tiralíneas acabó en los pies de En-Nesyri, que intentó ceder el balón a Suso pero la defensa rojiblanca se interpuso para evitar el gol, y después, un gran centro de Acuña alcanzó al marroquí, que remató con su pierna izquierda, apareciendo de nuevo Unai Simón para evitar el tanto.

El segundo tiempo arrancó con un panorama similar al del primer tiempo, con un Sevilla dominando el balón e instalado en campo contrario y un Athletic dejando pocos espacios y buscando el contragolpe. El búfalo de Guernika, poco participativo durante la primera mitad, apareció en el segundo tiempo y dispuso de un remate franco tras zafarse de Koundé, enviando el balón a la derecha del poste de la portería de Bono. El peligro hispalense comenzó a decaer minuto a minuto, siendo más imprecisos en tres cuartos de campo, pero buscando disparos de larga distancia, intentándolo Rakitic sin éxito.

La banda izquierda del Sevilla estaba siendo muy profunda y causaba muchísimos problemas a De Marcos, con Acuña llegando una y otra vez a las inmediaciones del área rojiblanca. El argentino, en una de sus internadas, disparó con su pierna débil al palo largo, obligando a Unai Simón a intervenir de nuevo para evitar el gol sevillista. Los intentos del conjunto de Lopetegui por anotar gol dejó huecos en defensa, aprovechándolos los hombres de Marcelino para rematar el encuentro. Sancet corrió, condujo el balón, y cedió a Iñaki Williams que, solo frente a Bono, definió a la escuadra para batir al meta marroquí en el minuto 89.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: