Manchester City 2-1 AFC Bournemouth | La insistencia de los «cherries» no obtuvo recompensa

El Manchester City se llevó una victoria muy sufrida en el Etihad Stadium por 2-1 ante un Bournemouth que no perdió la cara al partido en ningún momento

El Manchester City, el equipo del que se ha hablado mucho en las últimas horas ya que podrá estar en las dos próximas ediciones de la UEFA Champions League debido a la decisión del TAS, recibía en el Etihad Stadium al AFC Bournemouth que está posicionado en puestos de descenso a la Championship. Con tres jornadas por disputar, los cherries buscaban puntuar para lograr la salvación.

Los citizens se hacían con el control del juego desde el primer momento del partido y en el minuto 6 conseguían adelantarse en el encuentro; David Silva nos dejaba una maravilla de gol tras una falta desde la frontal del área en la cual Ramsdale no pudo hacer absolutamente nada. Los cherries se complicaban su presencia en la Premier League la próxima temporada.

IMG-4046
David Silva golpeando la falta del primer gol del Manchester City | Fuente: Twitter: @iF2is

El equipo de Eddie Howe no se iba a rendir tan fácil, no cometía errores durante los primeros 25 minutos de partido y sabían cuál era el plan pese a ese primer gol. Joshua King avisaba con un disparo a la media vuelta que se iba cerca de la portería de Ederson. Los cherries no se rendían, Stanislas probó suerte con una falta en la que Ederson realizó una gran parada, pero el portero citizen tuvo algo de fortuna porque su intervención dió en el palo y le volvió a caer al brasileño.

El partido comenzó bien para el equipo de Guardiola pero el Bournemouth se estaba haciendo con el partido poco a poco. King filtraba un gran pase a Gosling que en el pase de la muerte encontró a Solanke, pero el disparo del delantero inglés fue salvado bajo palos por Otamendi. Si perdonas tanto al final lo pagas: cuando el Bournemouth se encontraba en su mejor momento Gabriel Jesús recogía un balón dentro del área, le tiraba un caño a Stacey, regateaba a Cook y ponía el balón en el palo largo para conseguir el segundo gol de los cityzens poco antes del descanso.

IMG-4047
Gabriel Jesus celebrando su décimo tercer gol en la Premier League | Fuente: Twitter: @iF2is

Los cherries seguían con el mismo plan en el segundo acto, ya que el conjunto de Guardiola seguía sin tener ocasiones claras. En cambio, el equipo de Eddie Howe lo seguía intentando sin acierto. Stanislas realizó una gran jugada en la que dejó a dos defensas en el suelo, remató y su remate lo empujó Joshua King al fondo de la red, pero el VAR corroboró la decisión del árbitro ya que era fuera de juego del noruego por muy pocos centímetros.

Una mala salida de Ederson provocaba otra ocasión muy clara para el Bournemouth, el despeje del portero brasileño lo cazó Gosling desde el punto del penalti y con Ederson en el suelo su disparo fue desviado por la defensa cityzen. El Manchester City tenía pequeños fogonazos en ataque, como el penalti que se pitó sobre Gabriel Jesus tras una gran jugada de David Silva, pero en la repetición se pudo apreciar cómo era el brasileño el que pisaba el tobillo del defensa cherrie.

Los cherries seguían sin fortuna de cara a puerta. Brooks realizaba el pase de la muerte a Wilson, pero el delantero inglés remataba rozando el palo de la portería de Ederson. La insistencia del equipo de Eddie Howe tuvo sus frutos en el minuto 88, Diego Rico ponía un buen balón en largo para que Wilson dejara el balón a Brooks qué tan solo tuvo que empujar el balón para reducir distancias en el marcador. Tan solo un minuto después, Wilson tuvo otro disparo que se fue cerca de la portería de Ederson.

IMG-4050
Brooks recogiendo el balón tras recortar distancias en el marcador | Fuente: Twitter: @iF2is

Wilson, Brooks, Solanke, Surridge, Billing, Stanislas, King, todos lo intentaron hasta el final, pero no consiguieron un resultado que les favoreciera de cara a su lucha por la salvación. El equipo de Pep Guardiola se llevó la victoria finalmente por 2-1 en un partido muy gris ante un Bournemouth que luchó absolutamente todo, pero que no tuvo suerte de cara a puerta.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: