Hamilton domina y Ferrari se desmorona

Fuente: Mercedes

El piloto británico está cada vez más cerca de igualar a Michael Schumacher tanto en victorias como en títulos

Lewis Hamilton ganó el Gran Premio de Bélgica seguido de Valtteri Bottas y de Max Verstappen. El británico dominó la carrera de principio a fin para sumar su victoria número 89. Carlos Sainz no pudo empezar la carrera por un problema en el escape. Ricciardo logró la vuelta rápida y una magnífica cuarta posición, seguido de su compañero Ocon. Gran fin de semana para Renault. Por su parte, Ferrari confirmó su debacle con sus pilotos en las posiciones 13 y 14. Gasly completó una buena remontada gracias a su estrategia y terminó octavo. Además, fue elegido piloto del día.

No hubo sobresaltos en una salida en la que Charles Leclerc brilló con luz propia y se colocó octavo. La otra cara de la moneda en las primeras vueltas fue Checo Pérez, que perdió varias posiciones. Gasly innovó con la estrategia saliendo con duros y se colocó octavo muy pronto. Su pasada a Checo en Eau Rouge ha sido uno de los adelantamientos de la carrera. El buen momento de Leclerc fue un destello de talento. Pues su Ferrari, como ya se veía venir desde el viernes, no estaba ni siquiera para luchar por los puntos. El monegasco cayó a la posición 12 mientras se quejaba por radio de la escasa velocidad punta en las largas rectas de Spa.

Leclerc tuvo un comienzo brillante que pronto se esfumó. Fuente: Ferrari

Pasadas las diez vueltas, Giovinazzi perdió el control de su monoplaza y se fue contra el muro. Uno de sus neumáticos salió despedido y golpeó en una rueda del coche de Russell. Ambos se quedaron fuera de carrera y salió el safety car. Todos pararon excepto Gasly y Pérez. El francés se colocó cuarto con los duros, la goma que montaron todos después del baile de paradas. Todos excepto Checo, que aguantó en pista con los blandos para alargar su pit stop. Red Bull le puso medios a Albon, que tuvo que sufrir para gestionarlos hasta la bandera de cuadros. El día aciago para Ferrari se confirmó cuando los mecánicos tardaron 10 segundos en cambiarle los neumáticos a Leclerc, que cayó detrás de su compañero.

Así acabaron los monoplazas de Russel y Giovinazzi tras el accidente. Fuente: SoyMotor

El safety car terminó y nada cambió por la zona delantera. Pérez acabó parando y se puso último, pero finalmente lograría remontar hasta la décima plaza gracias a que tenía los neumáticos en mejores condiciones que el resto, sobre todo al final de la prueba. Gasly aguantaba en pista en cuarta posición con Ricciardo y Albon al acecho. Por la parte trasera, Kimi Raikkonen adelantaba a Vettel para dejar a los Ferrari en P12 y P13. Leclerc quiso adelantar a «Seb», pero el alemán le cerró muy bien y se mantuvo delante. Ricciardo pasó a Gasly para recuperar su sobresaliente cuarto puesto.

Los tres primeros se alejaron del resto durante las vueltas siguientes. Los dos Mercedes no podían distanciarse de Verstappen, que rodó en la sombra de los hombres de negro durante toda la carrera, a la vez que se distanciaba de Ricciardo. Por detrás del australiano, Albon también adelantaba a Gasly para ponerse quinto.

Los Mercedes dominaron de principio a fin. Fuente: Mercedes

Leclerc paró por segunda vez para montar el medio y para solucionar un problema en las válvulas del sistema neumático del motor. Gasly también hizo su primera parada y montó medio. Salió penúltimo. La estrategia a una parada quedó en entredicho viendo la duración del neumático duro del piloto de AlphaTauri y el desgaste en el resto de pilotos. Esto favorecería tanto a Pérez, que estiró lo máximo que pudo los blandos, como a Gasly, con su estrategia de duro-medio.

Gasly completó una brillante actuación. Fuente: AlphaTauri

A pesar de esto, todos siguieron con su estrategia a una parada y cuidaron bien los duros hasta el final. Los Mercedes tuvieron serios problemas con las gomas y ambos cortaron la última chicane tras pasarse de frenada. Primero lo hizo Hamilton y después Bottas. Mientras, Gasly seguía rebasando rivales hasta ponerse octavo y Ocon seguía apretando a Albon por la quinta posición. El tailandés aguantaba con los medios como podía. Por detrás, Leclerc sudó sangre para arrebatarle la decimocuarta plaza a Grosjean mientras Vettel se colocaba inmediatamente delante, detrás del Alfa Romeo de Raikkonen.

Los Renault completaron una gran actuación acabando cuarto y quinto. Fuente: Renault

Ocon y Albon se batieron en duelo durante las últimas vueltas en lucha por el quinto puesto. Por delante de ellos, los neumáticos de los tres primeros comenzaron a desfallecer y Ricciardo empezaba a acercarse a Verstappen en un Renault que conservaba muy bien las gomas. Al final, Ocon logró acabar quinto tras adelantar a Albon en la última vuelta.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: