Fútbol Internacional

¿De qué equipo eran los dictadores?

El fútbol es un deporte que ha sido popular desde sus inicios, llegando a una grandísima parte de la población mundial. Dentro de ese enorme porcentaje, también hay muchos dictadores, los cuales no se perdían los partidos de sus equipos favoritos.

Francisco Franco se ha dicho que era de muchos equipos. Popularmente se ha contado que era del Real Madrid, pues el club blanco ganó seis copas de Europa. También hay corrientes que dicen que era del acérrimo rival, del FC Barcelona, ya que Franco evitó la bancarrota del club catalán en 1957. Pero la probabilidad más grande era que fuese del Atlético Aviación, el equipo del ejército y franquista por excelencia. Por ejemplo, los hijos de los caídos nacionales entraban al campo gratuitamente, y aún estando en segunda, se le subió automáticamente sustituyendo al Oviedo. Otros equipos con más méritos y mejores terrenos fueron denegados. Ah, por cierto, el Atlético Aviación a día de hoy tiene otro nombre: Atlético de Madrid.

Atlético Aviación y FC Barcelona en un encuentro. / Fuente: Odio eterno al fútbol moderno

Hablemos del Duce, Benito Mussolini. El equipo fascista por excelencia fue la Lazio, con muchas trazas a día de hoy de ese pasado, con unos ultras con pancartas fascistas y el bisnieto de Benito jugando en la cantera. Se dice que Mussolini fue presidente en la sombra del equipo de la capital, pues la Lazio fue el equipo del fascismo, y los ultras lo siguen siendo. Por suerte, hay una gran parte de la afición que no se siente representada con este movimiento.

El fútbol también llegó a Rusia, y no pasó desapercibido para Iósof Stalin, el cual era del Dinamo de Moscú. No tenía una gran pasión por el fútbol, pero quería usarlo como expansión del comunismo por Europa y un símbolo comunista. A pesar de que el dictador no era un grandísimo fan, a pesar de su simpatía por el Dinamo, es cierto que el fútbol tuvo una gran acogido en la Unión Soviética y en sus habitantes.

Y hablemos del fascista por excelencia: Adolf Hitler. El dictador alemán no era un gran aficionado del fútbol, pues según él, »era demasiado inglés’‘, pero era seguidor del Schalke04, que también era un equipo fascista reconocido, a pesar de que ya se haya separado de esa ideología.

Hitler en un encuentro. / Fuente: Twitter

Autor: Pablo Triguero

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: