Fútbol InternacionalMundial 2022

Inglaterra 6-2 Irán: Inglaterra pasa el rodillo ante una débil Irán

Inglaterra se convierte en un rodillo en su primer partido y endosa seis goles a una débil Irán que en todo momento se vio muy por debajo del conjunto inglés. Mount, Bellingham y Saka fueron las estrellas de un conjunto inglés que refuerza su candidatura al título.

Primera parte

El encuentro comenzaba tal y como se preveía. Los three lions comandaban en el encuentro sin dar opción a Irán de jugar con el balón. Sin embargo, los pupilos de Southgate apenas movían el balón de lado a lado sin generar nada de peligro en la meta del guardameta iraní. Inglaterra no podía entrar por el medio, con una selección de Carlos Queiroz muy replegada y tapando esa entrada. Por lo que, optó por un juego lateral de centros por parte de sus laterales.

Todo lo despejaba la defensa iraní, hasta un córner muy bien puesto por Kane, que Beiranvand no logró a despejar correctamente y Maguire y Sterling no eran capaces de conectar un cabezazo a placer. Ese córner iba a traer un parón en el encuentro de más de 7 minutos. El guardameta iraní había sufrido un golpe en la cabeza con una hemorragia. Aunque en un principio parecía que podría continuar en el encuentro, tuvo que ser sustituido. Entraba el portero suplente Hosseini. 

En el minuto 19, tras 10 minutos de parón, el balón se volvía a poner en juego. Una falta lateral muy peligrosa sería botada por Irán. Un mal centro de los asiáticos les haría perder una gran oportunidad para ponerse por delante en el marcador. El equipo iraní estaba muy bien plantado en el encuentro. No dejaba a Inglaterra moverse con comodidad en el encuentro, pues estaban cometiendo muchas faltas que frenaban el ritmo de los de Southgate. La segunda gran oportunidad llegaba en las botas de Mount. Una gran combinación rápida entre Sterling, Trippier y Saka, hacía que el ‘gunner’ pusiese un balón atrás y Mount llegase en segunda línea algo escorado. El balón se iba al lateral de la red. 

Inglaterra comenzaba a crecer en el encuentro y la banda de Trippier y Saka estaba teniendo la culpa. Southgate sabe del buen golpeo del ex-jugador de llegar Atleti. En un córner muy bien colgado al corazón del área por parte del lateral, Maguire hacía valer su gran envergadura y conectaba un gran cabezazo que se estrellaba en el larguero. Inglaterra estaba empezando a avisar en el encuentro y sus laterales estaban teniendo la culpa. Esta vez con un cambio de papeles en el centro, Shaw cogía el balón tras una gran descarga de Mount al primer toque. El del United ponía un gran centro que Bellingham conectaba con un magnífico cabezazo que hacía imposible la parada de Hosseini. Bonita carta de presentación del jugador del Borussia. 

Inglaterra cada ibas a más e Irán veía su plan totalmente roto en apenas 30 minutos de encuentro. Los centros seguían siendo la mayor baza de los de Southgate y ahí vendría el segundo gol. Con un Mount excelso en el encuentro, un pase interior hacia Saka provocaría un nuevo córner. Un nuevo envío hacia la cabeza de Maguire, quien la prolonga y un Saka solo en el punto de penalti pega un latigazo hacia la escuadra. Los iraníes pedían falta en el salto del defensa del United, sin embargo el gol subiría al marcador.

Inglaterra comenzaba a ser una apisonadora en el encuentro, e Irán era una presa fácil para los de Southgate. En una jugada donde todas las líneas tocaban el balón. Pickford comenzaba y Kane recogía el cuero para temporalizar el ataque y esperar la llegada de la segunda línea. Un magnífico centro hacia Sterling, que el jugador del Chelsea no perdonaba y lo mandaba dentro de la red. Los three lions estaban desatados.

El encuentro llegaba al fin de la primera parte con una selección iraní totalmente perdida en el encuentro frente al poderío inglés. La selección de Queiroz no había comenzado mal pero los centros laterales y la rápida distribución de balón inglesa habían roto totalmente su propuesta.

Segunda parte

La segunda mitad del encuentro comenzaba con un conjunto iraní que quería una revolución en el partido. Para ello, el seleccionador Carlos Queiroz realizó una triple sustitución con la que intentar cambiar la imagen que su selección había dado en el final de la primera parte. Pero, el plan de partido seguía completamente igual. Inglaterra seguía mandando en el encuentro y haciendo hincapié en los centros como arma prioritaria.

El cuarto gol estaba mucho más cerca de subir al marcador que el primero de los iraníes. El central recién salido en el encuentro, Hossein Kanaani evitaba dejar a Sterling contra la puerta del marco asiático. El conjunto de Queiroz era incapaz de enlazar una serie de pases que creasen algo de peligro en la zaga de Inglaterra. Los centros y ocasiones de peligro eran una secuencia totalmente en posesión de Inglaterra y el cuarto gol era cuestión de tiempo. Bukayo Saka en una jugada marca de la casa, recortaba desde izquierda y con un golpeo de zurda, batía a Hosseini por segunda vez hoy. La defensa de Irán era completamente pasiva. Inglaterra era un rodillo completamente desatado.

Irán quería al menos no irse de vacío y aprovechó el único momento que Inglaterra parecía estar algo confiada. En una buena combinación entre los jugadores iraníes, el goleador Taremi cogió el balón y realizó un sutil pero fuerte disparo al fondo de la red. Las malas noticias se acumulaban en el lado de Inglaterra. Al gol de Taremi, se sumaba la baja por lesión de Maguire, quien tenía que ser remplazado por Dier. Pensando ya en los siguientes partidos, Southgate aprovechaba la ventana del cambio de Maguire y realizaba una cuádruple sustitución.

Rashford era uno de los jugadores a los que el seleccionador inglés había dado paso al encuentro y rápidamente dejaba su sello en el encuentro. En el primer balón que tocaba tras salir, encaró y regateó a la defensa y con un tiro cruzado batió al portero iraní. La manita era ya una realidad en el Khalifa Stadium. Inglaterra ponía en valor una muy seria candidatura para llevarse el título.

El partido entraba en su recta final con las dos selecciones a la mitad de la intensidad con la que comenzaron en el encuentro. Aún así, Inglaterra no tendría piedad de Irán. Por medio de Rashford y Foden, buscarían poner el sexto en el marcador. Tanto que llegaría por medio del jugador del Manchester City, Grealish, quien solo la tuvo que empujar tras el pase de gol de Wilson. El árbitro, aún con el encuentro decidido, optaría por añadir 10 minutos de descuento, haciendo que el partido llegase a los 24 minutos de añadido, contando lo dado en la primera y segunda parte.

Los últimos minutos del encuentro serían una consecución de pases por parte de la defensa y el medio del campo ingleses, buscando terminar el encuentro cuanto antes. Cuando parecía finalizarse el partido, el VAR dictaminaba penalti para Irán en el minuto 100 de partido. Un agarrón de Stones era el culpable de señalar penalti. La estrella iraní Taremi ponía el segundo en el marcador y daba por finalizado el encuentro.

Ficha técnica

ING: Pickford – Trippier – Stones – Maguire (Dier 68′) – Shaw – Bellingham – Mount (Foden 68′) – Rice – Saka (Rashford 68′) – Sterling (Grealish 68′) – Kane (Wilson 76′)

Entrenador: Gareth Southgate

IRÁ: Beiranvand (Hosseini 19′) – Meilad – Pouraliganji – Cheshmi (Hossein Kanaani 46′) – Hosseini – Moharrami – Hajsafi – Karimi (Ezatolahi 46′) – Nourallahi (Azmoun 78′) – Taremi – Jahanbakshs (Gholizadeh 46′)

Entrenador: Carlos Queiroz

Árbitro: Raphael Claus

Estadio: Khalifa International Stadium

Related posts

Lionel Messi gana el Balón de Oro

Jose Angel Lopez

Jugadores que seguir en esta Copa África 2021

Isabel Cánovas

Ben White dice adiós al Mundial

Sergio Nava Domingo

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: